Los Presupuestos Generales del Estado para 2018, que han sido publicados en el mes de julio de 2018, tienen una buena noticia para aquellos que juegan a la lotería.

Entre las novedades, podemos destacar que se eleva el mínimo exento de gravamen en premios de loterías hasta los 10.000 euros, que entrará en vigor tras la publicación de esta reforma en el BOE y será aplicable durante el resto del año. Es decir, todos los premios que sean inferiores a la cantidad de 10.000 euros no tributarán. Eso sí, en cuanto el premio adquirido como consecuencia de la participación en la lotería supere los 10.000 euros se aplicará el gravamen especial del 20% cuya retención se realizará en el momento en que se perciba el premio por parte de la entidad financiera colaboradora.

Por otro lado, también está previsto que, si el nuevo Gobierno no lo modifica, aumente a 20.000 y 40.000 euros para los ejercicios de 2019 y 2020, respectivamente.

Los nuevos límites, suponiendo que con la entrada del nuevo Gobierno no se modifiquen, para la aplicación de dicho gravamen especial serán los siguientes:
 
-Desde el 5 de julio de 2018 hasta el 31 de diciembre de 2018, estarán exentos los premios hasta 10.000 euros.

-Desde el 1 de enero al 31 de diciembre de 2019, estarán exentos los premios hasta 20.000 euros.

-Desde el 1 de enero de 2020, estarán exentos los premios hasta 40.000 euros.

Ejemplo: Una persona que ha sido agraciada con el premio del Gordo en la Lotería de Navidad, ganaría un importe neto por el premio de:

[(400.000 euros (premio por 1 décimo) – 10.000 euros (exentos de tributar))] x 20% = 78.000 euros.

400.000 euros– 78.000 euros = 322.000 euros.